*

La accesibilidad es la clave para la formación de todos

He tenido la oportunidad de leer un artículo sobre los MOOCs (cursos de formación online, Massive Open Online Course), titulado How could MOOCs become accesible?, que expone su función como herramienta de acceso a la educación para todos y sin trabas. Sé que suelo escribir un post a la semana, de hecho su día son los jueves, pero este artículo me ha parecido suficientemente interesante como para dedicarle un post hoy mismo (mañana habrá otro). Para hablar sobre ello, sobre los MOOCs, primero voy a contextualizar el por qué de esta reflexión.

La educación y la formación es el gran pilar que todas las personas quieren tener, por lo menos la enseñanza primaria. Pero años atrás, la educación no estaba al alcance de todos, había obstáculos hasta llegar a ella y que no todos podían atravesar. En el siglo XIX y a principios y mediados del XX, se veía extraño que las mujeres estudiaran en la universidad, a ellas se les reservaba otro rol lejos de la formación académica, y ya las personas con discapacidad no tenían ninguna opción.

Estos ejemplos muestran que la educación, algo tan básico, es un bien por el que a lo largo de los años se ha tenido que luchar, pero hoy en día aún queda. Hoy, en los países desarrollados, todos tenemos derecho a aprender, a formarnos en los estudios que queramos y podemos ser los profesionales que siempre hemos soñado. Pero en este caso se plantea otra cuestión, y es que las calles y los edificios están llenos de barreras físicas, por lo que, de nuevo hay personas para las que estudiar no es una tarea fácil, de hecho es casi imposible.

En respuesta a esta cuestión, de urgente solución, surgen los cursos online (MOOCs), y es que internet ha roto la barrera física y con ello, los impedimentos. Los MOOCs surgen a causa de la necesidad de formación y su demanda por parte de miles y miles de personas de todo el mundo, de todos los rincones, de todas las condiciones y con capacidades diferentes (con y sin discapacidad). El artículo dice que están democratizando la educación, y es que estos cursos son la llave a la educación que rompe la barrera física. En España, el proyecto de MOOCs que más usuarios alberga es el proyecto MiriadaX, con 1 millón de alumnos en total.

Falta de accesibilidad

En el artículo se intenta averiguar cuál es el mejor sistema para accesibilizar del todo los MOOCs. Se parte de la idea de que un beneficio importante de aprender a través de un MOOC, es que la situación de un alumno con discapacidad puede pasar completamente desapercibida porque la comunicación es mediada por la tecnología, por lo tanto la persona puede ser tratada de manera igualitaria. Esto garantizará la inclusión real, que a veces no es posible en un ambiente cara a cara, a causa de los prejuicios que muchas veces se forman. Sin embargo, para lograr la inclusión, los MOOCs deben satisfacer las necesidades de accesibilidad de todos los estudiantes.

Pero aquí hay una incongruencia, y es que, si precisamente los MOOCs son la gran puerta al aprendizaje y al acceso al conocimiento gracias a que rompe grandes barreras, ¿Cómo es que no están adaptados para personas con necesidades especiales? Como por ejemplo, necesidades auditivas o visuales. Descubrimos que los MOOCs no son accesibles para ellos y esta es, o debería ser, su principal tarea, ya que su función es precisamente facilitar la formación y nacieron en respuesta a esa necesidad específica. A continuación podemos ver una entrevista a Sonia García, de FSC Inserta, que explica qué es lo que falta en la accesibilidad de los MOOCs.

Según la Oficina de Derechos Civiles (OCR) del Departamento de Educación de EEUU “Accesible significa que una persona con discapacidad tiene la oportunidad de adquirir la misma información, participar en las mismas interacciones y disfrutar de los mismos servicios que una persona sin una discapacidad, de una manera igualmente eficaz e igualmente integrada, con una facilidad de uso sustancialmente equivalente. La persona con una discapacidad debe ser capaz de obtener la información de manera completa, igual e independiente como una persona sin discapacidad”.

Dicho esto, asusta la idea de que solo el 3.6% de las personas con discapacidad de España acceden a la educación superior, pero es que además, un estudio de la Organización Mundial de la Salud, más de mil millones de personas viven con algún tipo de discapacidad [OMS, 11]. Es decir, casi una quinta parte de la población mundial tiene algún tipo de discapacidad, que no son pocos. Este hecho hace que esta comunidad sea la minoría más grande del mundo, pero la solución es fácil: MOOCs accesibles para todas las necesidades. ¿Cómo se consigue? La organización de Iniciativa de Accesibilidad Web intenta dar solución al problema con los smarthphones, a través de apps. El Massachusetts Institute of Technology (MIT) y la Universidad de Harvard, lanzaron en 2012 una plataforma de software con un proyecto de código abierto (edX) para que diferentes informáticos de todo el mundo puedan crear herramientas de accesibilidad.

Estas herramientas de accesibilidad vía smarthphone y software aún no se han desarrollado completamente, pero pronto lo harán (con el impulso de todos), porque es necesario. Y tú, ¿tienes alguna idea de accesibilidad? ¿En qué crees que deberían de mejorar los MOOCs?

 

Miriam RV

 

Leave A Comment